• ch2020ko

Berango 1937ko udaberrian, "Las máquinas de acompañamiento a la infantería"

Actualizado: 14 abr 2020

El Ejército de Euzkadi contaba con dos unidades de antitanques y morteros. Una de ellas, el ‘MAI Irrintzi’, procedía de Euzko Gudaroztea y comenzó siendo una compañía de máquinas de acompañamiento a la infantería (de ahí MAI) para terminar teniendo las dimensiones de un batallón reforzado. Disponía de morteros sistema Valero de 81 mm y de cañones antitanque Puska-Maklen (Mc Lean) de 37 mm. Esta unidad comenzó su andadura durante la ofensiva de noviembre de 1936 sobre Vitoria o Batalla de Villarreal, y estuvo presente a lo largo de toda la guerra en Bizkaia. Tenía su cuartel en el Palacio Artaza de Leioa. Su comandante fue Gabino Artolozaga, a quien sustituyó Luis Azkue tras la caída de Bilbao.

Por su parte, el batallón ‘Morteros de Euzkadi’ tenía un carácter oficial, pues no procedía de una iniciativa de las milicias vascas sino directamente del propio Gobierno de Euzkadi. Al igual que la unidad anterior, aunque de creación más tardía, dispuso de varias compañías con morteros pesados para batir las posiciones y concentraciones enemigas. Este batallón estuvo acuartelado en las escuelas de Altos Hornos sitas en la Plaza Villalonga de Barakaldo y su comandante fue Salustiano Ortiz de Pinedo.


Fotos: Berangoeta Kultur Etxea y El Correo






1 visualización0 comentarios